Lunes 19 de Octubre de 2020

  • 32.8º
  • Parcialmente nublado
  • Fecha

  • Contagios

  • Recuperados

  • Muertes

INDEC

23 de septiembre de 2020

La desocupación llegó al 13,1% en el segundo trimestre del año

Sobre un total de 16 millones de personas económicamente activa, casi un millón y medio no tienen trabajo en Argentina.

Según el INDEC, el desempleo creció casi 3% en el segundo trimestre del 2020 y alcanzó el 13,1%. Es la cifra más alta desde el 2004. En Tucumán, la desocupación alcanzó el 10,4% y la subocupación se ubicó en el 9%, con una actividad de empleo del 34%

La tasa de desocupación subió de 10,4% a 13,1% en el 2° trimestre de 2020 en relación al período previo; y las de actividad y empleo bajaron de 47,1% a 38,4% y de 42,2% a 33,4%, respectivamente.

El informe del Instituto Nacional de Estadística y Censos (INDEC), para el segundo trimestre de 2020, destacó que la tasa de actividad se ubicó en 38,4%, la tasa de empleo en 33,4% y la tasa de desocupación en 13,1%.

Estos resultados reflejan en gran medida el impacto que tuvo sobre la dinámica del mercado laboral la pandemia por la COVID-19 y las restricciones en determinadas actividades y a la circulación dispuestas por el decreto nº 297/2020, que estableció el aislamiento social preventivo y obligatorio (ASPO).

Producto de la dinámica observada en la Personas Económicamente Activas (PEA), en el segundo trimestre se verificó un cambio de composición en la población económicamente inactiva (PEI).

Del total de la PEI, los inactivos marginales –quienes no buscaron empleo, pero estaban disponibles para trabajar– alcanzaron el 4,6%, mientras que en el mismo trimestre del año anterior este grupo fue del 0,7%.

En el marco de la emergencia sanitaria, el principal impacto sobre el mercado laboral se verificó en la dinámica de la tasa de empleo (TE), que mide la proporción de personas ocupadas con relación a la población total.

El segundo trimestre de 2020 mostró una caída de 8,8 puntos porcentuales (p.p.) frente al primer trimestre del mismo año y de 9,2 p.p. en relación con el segundo trimestre de 2019, impulsada por la menor proporción de personas que pudo trabajar.

El impacto en la tasa de empleo no fue homogéneo entre las distintas categorías ocupacionales. En particular, fue más significativo en asalariados sin descuento jubilatorio, en trabajadores por cuenta propia y en trabajadores de establecimientos privados.

Producto de lo mencionado anteriormente, respecto del segundo trimestre del año pasado se incrementó la proporción de asalariados con relación al total de ocupados (pasando de 74,1% a 76,9%) y se redujo en 10,7 p.p. la proporción de asalariados sin descuento jubilatorio con relación al total de asalariados.

Tomando en consideración la rama de actividad de la ocupación principal, la caída fue proporcionalmente más intensa en los sectores Construcción, Hoteles y restaurantes y Servicio doméstico.

Asimismo, dentro de la población ocupada se observaron cambios al interior de su composición. En primer lugar, se verificó un aumento en la proporción de ocupados ausentes.

Las personas que no pudieron concurrir por suspensiones, otras causas laborales y licencias alcanzaron al 21,1% de los ocupados, cuando en igual trimestre de 2019 esta proporción era de 2,6%.

También se incrementó significativamente el número de personas que realizó el trabajo desde su vivienda. Este indicador pasó de representar el 6,5% de los ocupados en el primer trimestre a constituir el 22,0% de los ocupados en el segundo trimestre de 2020.

Finalmente, se observó un alza en la proporción de asalariados que utilizaron sus propias maquinarias/equipos.

En el segundo trimestre aumentó la tasa de desocupación (TD)

Esta tasa, que mide la proporción de desocupados, es decir, aquellos que no tienen ocupación, están disponibles para trabajar y buscan empleo activamente –que también forman parte de la población económicamente activa (PEA)– alcanzó el 13,1% en relación con la PEA y mostró un aumento de 2,7 p.p. frente al primer trimestre y de 2,5 p.p. con relación al segundo trimestre del año anterior.

El incremento de la tasa se vio influenciado tanto por el aumento del número de personas que no pudo trabajar –aunque buscó activamente–, como por la reducción de la población económicamente activa total.

El incremento en la cantidad de personas que no pudo trabajar pero buscó hacerlo activamente estuvo igualmente acotado en virtud de las restricciones en determinadas actividades y a la circulación vigentes durante el período de referencia.

En particular, dentro del universo de desocupados, crecieron tanto aquellos con ocupación anterior como quienes llevaban menos de 3 meses de búsqueda de empleo. para realizar su trabajo: de 2,4% en el primer trimestre a 15,5% en el segundo trimestre.

Tucumán tiene 33 mil personas desocupadas

De acuerdo al último informe del INDEC, el Gran Tucumán-Tafí Viejo, donde se mide la desocupación, reveló que existe una actividad del 34.6% con una desocupación que llega al 10,4%. En personas, hay 311 mil económicamente activas, de las cuales 279 mil están ocupadas; unas 33 mil cuentan como desempleadas y 28 mil aparecen como subocupadas.

 

COMPARTIR:

Notas Relacionadas

Comentarios