Cincuenta y tres años de vida, cincuenta años de carrera. Andrea del Boca, que comenzó a actuar cuando apenas tenía 3 años (su primer papel fue el de una niña sordomuda) estuvo como invitada en el living de Intrusos y, en un emotivo homenaje, habló de todo: sus trabajos, el amor, la maternidad y los hombres de su vida.

"Uno aprende que la felicidad son momentos. Si uno los describe por si solos (compartir una cena, un mate o una charla con nuestros seres queridos) parecen triviales", reflexionó la actriz cuando Jorge Rial le preguntó si era feliz. Enseguida incluyó dentro de "esos momentos inolvidables" el nacimiento de su hija Anna Chiara y recordó: "El nacimiento de mi hija fue único e irrepetible. Mi parto fue maravilloso y mi embarazo también. Todos los recuerdos que tengo son felices (.) Siempre me imaginé madre. No sabía cómo iba a ser pero con la ayuda de mis padres aprendí que uno puede estar siempre, sin dejar su vocación".

E intentando mantener en un segundo plano la escandalosa separación que vivió con el padre de su hija, Ricardo Biasotti, Del Boca aseguró: "Los malos recuerdos los borré, di vuelta la página. Uno tiene que aprender de esos momentos y superarlos. Afortunadamente con terapia uno puede dejar la mujer de lado y disfrutar como mamá".

El nombre de Silvestre, con quien también tuvo un intenso romance no tardó en llegar. Y si bien la actriz no quiso ahondar en el tema, sorprendió a todos con una fuerte declaración: "Eso no fue amor, fue pasión. Tenía 17 años, era una cuestión de tiempo que se me cayera la venda y vea lo que todos veían y yo no".

Luego de desmentir varios romances que la prensa del corazón le adjudicó, entre ellos surgieron los nombres de Gerardo Sofovich y Diego Armando Maradona, la protagonista de éxitos como Estrellita mía o Perla Negra advirtió: "Mi familia es mi mayor pilar. El que inteligentemente conquiste a mi madre y a mi hija sabe que tiene mi corazón ganado".

Enseguida, todos los ojos apuntaron a su abogado, Juan Pablo Fioribello, con quien muchos aseguran que tiene una relación más allá de lo profesional: "Él es mi abogado y representante. Estamos preparando una serie juntos, él va a ser el galán de mi nuevo proyecto", disparó frente a la mirada atónita de los panelistas de América.

Y sin negar ni confirmar un romance entre ellos, Del Boca concluyó: "Celebro haberlo conocido. Me hizo muy bien como abogado y como amigo. Apareció en un momento complicado de mi vida y me ayudó mucho. Primero judicialmente, luego profesionalmente, ya que me ayudó a retomar mi relación con los medios, de los cuales estaba alejada. Formamos una buena sociedad", disparó sin intenciones de poner otros rótulos.

 

Compartir

Comentarios