La medida de fuerza rige desde las 0 horas de este martes y tendrá además una movilización en el microcentro porteño desde las 10.

Los sindicatos estatales que conforman la CTA Autónoma, como ATE, Federación Judicial Argentina, Conadu histórica y Fesprosa, ya están efectuando un paro nacional para reclamar la reapertura de paritarias y la declaración de la emergencia alimentaria. La medida de fuerza rige desde las 0 horas de este martes y tendrá también una marcha en el microcentro porteño desde las 10 (hasta la sede de la Secretaría de Hacienda y la Secretaría de Modernización). La movilización incluye además reclamos como un “aumento del salario mínimo vital y móvil” y la “reincorporación de trabajadores despedidos en el sector público”.

“Las acciones serán además contra las políticas de ajuste, de hambre y de saqueo del Gobierno y del Fondo Monetaria Internacional, para exigir la reincorporación de todas y todos los trabajadores despedidos, la reapertura de las paritarias, y medidas urgentes para atender la situación de las y los jubilados“, detallaron los gremios en un comunicado oficial. La Administración Nacional de Aviación Civil (ANAC) tenía previsto sumarse al paro, en reclamo del “pase a planta permanente de contratados”, aunque el Ministerio de Producción y Trabajo dictó la conciliación obligatoria.

“El Ministerio de Producción y Trabajo dio por iniciado un período de conciliación obligatoria, con validez a partir de las 0 horas del día 10 de septiembre y por el plazo de 15 días, para los conflictos suscitados por los trabajadores representados por la Asociación Trabajadores del Estado (ATE), que prestan tareas en la Administración Nacional de Aviación Civil (ANAC). A partir de esta medida, se intimó a esta asociación sindical a dejar sin efecto las medidas de acción directa anunciadas”, resaltó la cartera que lidera el ministro Dante Sica.

Por su parte, Miguel Lifschitz, gobernador de Santa Fe, se sumó este lunes al reclamo por la emergencia alimentaria que fomentan diversos sectores de la oposición y hasta le solicitó al presidente Mauricio Macri que “se haga cargo de la crisis económica y social que ha generado”. De esta manera, el mandatario socialista acompañó el llamado para que “el Gobierno nacional declare la emergencia alimentaria, no como una expresión retórica, sino concreta, real”.

“Se necesita que el Gobierno nacional se haga cargo de la crisis económica y social que ha generado y que envíe recursos urgente, que no son más que los recursos que está obligado a enviar el Gobierno nacional a las provincias y que los viene retaceando en los últimos tiempos”, destacó Lifschitz, quien el 14 de junio del 2015 fue elegido como gobernador de esa provincia por el Frente Progresista Cívico y Social.

En una conferencia de prensa en la que brindó detalles sobre las medidas que puso en marcha su gestión, el gobernador santafesino no dudó en manifestar: “Estamos atendiendo la situación alimentaria. Creemos que la responsabilidad de la emergencia alimentaria debe ser del Gobierno nacional. Las provincias y los Gobiernos locales tenemos que colaborar en la implementación”.

“Nosotros somos los que estamos cerca del territorio y tenemos la posibilidad de llegar de manera rápida a los distintos lugares e instituciones. Pero los recursos tienen que porvenir claramente del Gobierno nacional, del Presupuesto nacional, para reforzar las finanzas provinciales y municipales. Nosotros estamos haciendo el máximo esfuerzo posible”, culminó Lifschitz.

Compartir

Notas Relacionadas

Comentarios