Martes 27 de Septiembre de 2022

  • 19.7º

19.7°

EL TIEMPO EN TUCUMAN

ULTIMO MOMENTO

11 de abril de 2019

Susana Giménez sufrió un golpe millonario: le robaron tres obras valiosísimas de su mansión

Los delincuentes ingresaron a La Tertulia, la imponente propiedad que tiene en Uruguay.

Argentina no es el único país donde los delincuentes hacen de las suyas. A pocos kilómetros, en Uruguay, la inseguridad es un tema que preocupa. Basta con preguntarle a Susana Giménez, quien en las últimas horas fue víctima de un robo mientras se encontraba de viaje en Australia. Los delincuentes entraron a La Tertulia, la mansión que la diva tiene en Maldonado, Uruguay, y se llevaron tres cuadros.

No se trata de obras ordinarias. Todos saben sobre el gusto que tiene la diva de los teléfonos. De acuerdo a lo que dio a conocer el portal Telemundo, las pinturas que fueron sustraídas de la propiedad serían originales del artista español Pablo Picasso, por lo que serían de muy alto valor. No conforme con eso, los malvivientes se llevaron un televisor, un microondas y una cafetera.

Luego de conocerse el hecho, los investigadores comenzaron a analizar si un episodio de violencia contra una anciana de 90 años que vive en la zona tiene relación con el golpe millonario en la mansión de una de las personalidades más famosas de nuestro país. Los desconocidos no habrían tenido mayores inconvenientes al ingresar a la casa, ya que eligieron un momento en el que se encontraba vacía.

Los efectivos de seguridad quedaron en la mira ya que la se trata de un lugar exclusivo, ubicado a 15 kilómetros de laguna Garzón. El imponente inmueble, adquirido por la conductora de Telefe hace seis años, dispone de 500 metros cuadrados y seis suits. Los ingenieros y arquitectos debieron crear la caminería y el desarrollo para la infraestructura, la luz, el agua y la comunicación.

La mansión de Sú, además, cuenta con una gran recepción, una cocina enorme y el fondo de la pileta es de roca natural. El establo, donde guarda la maquinaria, encierra también la casa de los encargados. Las paredes interiores están recubiertas de madera y los pisos son de cemento alisado, mientras que utilizaron ladrillo para los pisos de las galerías. Todo un lujo.

Pero más allá de las características de La Tertulia, la rubia la había puesto en venta. ¿La razón? Ella misma se encargó de aclararla: "Para ir tenés que tener un amor. Es un refugio de amor, pero como no tengo el amor…". Pero los millones que pide por esta imponente mansión (valuada en U$S10 millones) le hicieron que hasta el momento sea imposible encontrar un comprador. ¿Llegó el momento de sacársela de encima?

COMPARTIR:

Comentarios