Miércoles 20 de Octubre de 2021

  • 16.3º

16.3°

Nublado

18 de noviembre de 2018

Manzur recordó a los tripulantes tucumanos del ARA San Juan

A horas del hallazgo del ARA San Juan, el submarino desaparecido con 44 tripulantes, el gobernador de Tucumán, Juan Manzur, recordó a los dos tucumanos que fallecieron en la tragedia ocurrida hace un año.

El gobernador envió sus condolencias a los familiares del Capitán, Pedro Martín Fernández, y el cabo primero, Luis Esteban García. “Honremos la memoria de quienes dieron su vida por la Patria”, aseguró el mandatario.

“Abrazamos a la distancia a los familiares de los tripulantes tucumanos del ARA San Juan, quienes viven hoy horas especiales por el hallazgo de la nave, a un año del incidente”, escribió el mandatario en su cuenta Twitter para expresar su pesar por el Capitán, Pedro Martín Fernández, y el cabo primero, Luis Esteban García. Luego agregó: “Honremos la memoria de quienes dieron su vida por la Patria. Que sus almas descansen en paz”.

 

Pedro Martín Fernández

 

El Capitán tenía 45 años. Pensaba dejar de navegar luego de la trágica expedición.

Nació y se crió en el barrio Esteban Echeverría. Martín, para todos, supo desde pequeño que su vida estaría dedicada al mar. Estudió en la escuela Normal. Allí conoció y se casó con Ana María Tonetti, su novia de siempre, con quien tuvo tres hijos.

Devoto de la Virgen de Monserrat, el capitán Fernández se mudó a Mar del Plata el 2 de marzo de 2015. Y el lunes 6 de noviembre encabezó un viaje de navegación con inmersión junto al Superior Tribunal de Justicia de Tierra del Fuego y representantes de la provincia.

 

Luis Esteban García

 

El cabo primero tenía 31 años. Estudió en la Técnica N° 2, época en la que conoció a Gabriela Acosta, quien asistió a la Comercio 3. Se casaron y tuvieron dos varones: uno de 3 años y medio y el más pequeño de apenas 18 meses.

Luego de su ingreso a la Armada, García se mudó junto a su familia a Playa Serena, una pequeña localidad al sur de Mar del Plata. Allí se recibió hace dos años de submarinista. Físicamente, Esteban no veía a su familia desde el 25 de octubre, cuando zarpó en la expedición que le costó la vida.

 

 

 

 

COMPARTIR:

Comentarios