Miércoles 27 de Octubre de 2021

  • 31.1º

31.1°


MUNICIPALIDAD DE SAN MIGUEL DE TUCUMAN

26 de octubre de 2018

Control del transito: Los conductores deberan respetar las velocidades maximas

Enrique Romero, subsecretario de Transito de la municipalidad, confirmó que la capital contará con un radar homologado por Nación para esta tarea. Además anunció la creación de un centro de atención a víctimas de accidentes de tránsito.

Los conductores que circulen diariamente por las principales avenidas de San Miguel de Tucumán deberán hacerlo respetando las velocidades máximas ya que en los próximos días contará con una radar móvil.

“Firmamos un convenio con Nación que enviará un radar móvil, regulado por la Agencia Nacional de Seguridad Vial y con todas las normas requeridas”, contó Enrique Romero subsecretario de Transito de la Municipalidad de la capital en Los Primeros, donde explicó que el equipo puede registrar de manera simultánea el exceso de velocidad de varios vehículos.

Ante esto, el funcionario aseguró que colocarán las cartelerías correspondientes donde se advierte a los conductores que estarán en zona de control. Esto sería en las principales avenidas donde es más más fácil exceder los límites de velocidad.

Por otro lado, Romero anunció la creación de un centro de atención a víctimas de accidentes de tránsito. El mismo contará con la asistencia del Gobierno Nacional .

La dependencia estará emplazará en avenida Avellaneda 663, en la Dirección de Tránsito municipal, donde los ciudadanos que sufran accidentes ofrecerán asistencia legal y también psicológica.

Sobre el final, Romero estimó que dentro de 15 días el intendente Germán Alfaro firme el decreto para comenzar las pruebas de los carriles exclusivos de colectivos anunciados a principios de septiembre.

 

Los mismos estarán en:

 

-Haití-Santiago del Estero hasta Salta

-Salta-Jujuy hasta General Paz

-Crisóstomo Álvarez-Bernabé Aráoz hasta zona del El Bajo

-Entre Ríos-Monteagudo hasta Santiago del Estero

-Cuba-Córdoba hasta José Colombres

 

Fuente: Los primeros

COMPARTIR:

Comentarios