Miércoles 27 de Octubre de 2021

  • 31.1º

31.1°


19 de octubre de 2018

“100 mil tipos conmocionados, esta combinación de conmoción y razón que es el peronismo”

Sindicalistas y empresarios internacionales se encolumnan detrás del gobernador tucumano y especulan como una candidatura nacional en 2023.

El periodista Jorge Asís sostuvo que en Tucumán vio “100.000 tipos conmocionados, esta combinación de conmoción y razón que es el peronismo”.

El Día de la Lealtad sirvió para que Juan Luis Manzur de una demostración de fuerza de alto impacto a nivel provincial, ungiéndose como el nuevo líder del peronismo, y a nivel nacional, al quedarse con la foto más grande del peronismo y hacer un llamado a la unidad de cara a las elecciones presidenciales de 2019. El gobernador de Tucumán ratificó sus intenciones de aspirar a otro mandato, pero son cada vez más los dirigentes del Partido Justicialista (PJ), los popes de los sindicatos nacionales y un grupo de selectos empresarios ligados a la poderosa comunidad judía de Nueva York, que trabajan por lo bajo en la proyección nacional del tucumano y lo ven como un fuerte aspirante a una candidatura nacional que pueda unir al peronismo en un futuro no muy lejano.

El periodista Diego Genoud, en Letra P, analiza que tras la convocatoria del 17 de Octubre las acciones de Manzur crecieron dentro del peronismo nacional a partir de "una concentración en la que se transpiró la identidad que había quedado en desuso" para el peronismo no K durante el kirchnerismo, y que dirigentes y sindicalistas “lo ven como oro en polvo para una corriente a la que no le sobra ni novedades ni territorio ni poder económico”.

En ese sentido, destaca que la presencia en el Día de la Lealtad en Tucumán de los dirigentes sindicales Héctor Daer (uno de los oradores del acto), Carlos Acuña, Roberto Fernández, Andrés Rodríguez, Luis Barrionuevo, Rodolfo Daer, José Luis Lingeri y Julio Piumato ratifica "la voluntad del sindicalismo de volver a ser parte sustantiva de un proyecto que lleve al peronismo de regreso al poder". Además, advierte que forman parte del armado sindicalista que respalda el armado que tiene a Manzur como actor preponderante de la reconstrucción del PJ son dos dirigentes de fuste como Gerardo Martínez y Carlos West Ocampo.

“CEOs, popes sindicales y el poder judío de NY lo ceban para ir por más”, remarca Genoud, y recalca que “el encanto de Manzur no se agota en el peronismo ni en el sindicalismo" ya que "el gobernador tiene un vínculo directo con un selecto grupo de empresarios” donde se destaca al farmacéutico Hugo Sigman, el presidente del Congreso Judío Latinoamericano, Adrián Werthein, la familia Eskenazi y el banquero Jorge Brito, a quienes Manzur “convence de que otro peronismo es posible”. En ese sentido se enmarcan la visita a Tucumán del embajador de Estados Unidos, Edward Prado, en su primera gestión en una provincia del interior, y del rabino Abraham Cooper, director del Centro Simón Wiesenthal en Los Ángeles. "Vía Wertheim y Sigman, la llegada de Manzur a la comunidad judía en Nueva York sorprende incluso a sus aliados del peronismo”, sintetiza.

Con ese respaldo, el mandatario tucumano trabaja para “posicionarse hacia 2023 como un mandatario con un poder de convocatoria envidiable”, y que de cara a las elecciones presidenciales de 2019 impulsa un mensaje de unidad para no perder el voto de kirchneristas. Además, valora la llegada de Manzur al PJ Bonaerense, que se explicita con la presencia en Tucumán la noche del 16 de octubre, antes del masivo acto, en una cena de camaradería en el complejo de UTA de Fernando Gray, intendente de Esteban Echeverría que asumirá la conducción del justicialismo en ese distrito. Las no aspiraciones presidenciales de Manzur le permitirían eventualmente a Sergio Massa o el candidato de ese espacio"caminar las provincias".

 

“100 mil tipos conmocionados, esta combinación de conmoción y razón que es el peronismo”

 

Uno de los partícipes del acto del Día de la Lealtad fue el periodista Jorge Asís, quien en Animales Sueltos enfatizó que “el gobernador Manzur es uno de los mejores hombres de la política argentina”.  Tras participar de la celebración, afirmó que el de Tucumán fue “el único acto verdaderamente acto, después fueron celebraciones zonales, casi rituales, el acto fue el acto de Tucumán. Habrá habido 80, 90 mil personas por lo menos”.

Tras destacar el llamado a la unidad de Manzur, sostuvo que “si el acto no fue mucho más importante fue porque muchos dirigentes peronistas de primer nivel creían que el acto iba a tener un marcado sesgo antikirchnerista” y que el mismo”no fue ni kirchnerista ni antikirchnerista”. Inclusive, aseguró que más allá de que hubo “presencias muy importantes”, entre las que destacó la de “tres presidenciables” como Massa, Pichetto y Scioli, hubo muchos dirigentes que se arrepintieron de no asistir, pero que “cuando se dieron cuenta muchos ya era tarde”

El reconocido periodista destacó que el encuentro en el Hipódromo “era el acto nacional, era el acto que te permitía la emoción, el peronismo no existe sin emoción”, y que los dirigentes del PJ y los sindicalistas que se hicieron presentes y trabajan en la unidad nacional “se van a hacer cargo de este país”, junto con algunos de los que participaron de los actos en Corrientes y Merlo, entre otros.

COMPARTIR:

Comentarios