Domingo 5 de Diciembre de 2021

  • 20.7º

20.7°


MUNDO ANIMAL

18 de noviembre de 2021

Revelan la letal técnica de la “Boa constrictor” para matar a su presa

Investigadores estadounidenses descubrieron un efectivo y letal método de la boa constrictor para asesinar a su presa

Un equipo de investigadores estadounidenses comprobó que el mito de que la boa constrictor mata a sus presas sofocándolas es totalmente falso. El hallazgo fue publicado en el Journal of Experimental Biology.

Después de evaluar la presión sanguínea y la actividad cardíaca (entre otros parámetros) de ratas anestesiadas atrapadas por las serpientes, los científicos descubrieron una forma mucho más eficiente, rápida y definitiva de acabar con la presa de lo que se esperaba.

El apretón letal de la boa constrictor restringe la circulación sanguínea de forma tal que corta el suministro de sangre que lleva oxígeno a sus órganos vitales. Según Scott Boback, investigador principal de Dickinson College en Pensilvania. restringir la llegada de sangre al cerebro causa la muerte del roedor en pocos segundos.

Los científicos creen que grabar el momento en que ocurre la constricción sería de utilidad para poder entender cómo las heridas provocadas por una colisión causan daños complejos en los tejidos de los humanos.

Por su parte, el investigador Boback y su equipo están enfocados en tratar de comprender qué fue lo que provocó que estas serpientes evolucionaran esta metodología única para matar: “Lo que encuentro fascinante es que todas las serpientes tienen su boca para vincularse con su presa”, dice Boback.

A su vez, confesó que una boa constrictor tiene que mantener agarrado a un animal potencialmente peligroso muy cerca de ella. Este animal está peleando por su vida, así que si puede, intentará morderla.

Los investigadores llegaron a la conclusión de que para medir esta batalla de vida o muerte, necesitaban documentar el momento exacto de la muerte de la víctima. De esta manera, en el laboratorio, realizaron el experimento.

Pusieron a una boa constrictor y le ofrecieron ratas anestesiadas mientras filmaban. Los investigadores tomaron sangre de las ratas antes y después de que la boa las estrangule y pudieron notar cambios en la química de su sangre.

De esta manera, llegaron a la conclusión de que la constricción corta la circulación y el suministro de sangre a los órganos y esta falta de oxígeno destruye rápidamente los tejidos del cerebro, el corazón y el hígado.

COMPARTIR:

Comentarios