Jueves 29 de Septiembre de 2022

  • 12.9º

12.9°

EL TIEMPO EN TUCUMAN

ESPAÑA

18 de junio de 2021

La mascarilla al aire libre dejará de ser obligatoria en España el 26 de junio

Sánchez anuncia la importante medida de relajación durante la clausura de la reunión del Cercle d’Economia en Barcelona. "Este será el último fin de semana" con la prenda en la vía pública, señala el presidente, que aprobará la iniciativa en un Consejo de Ministros extraordinario el próximo jueves

Las mascarillas en el exterior dejarán de ser obligatorias en España a partir del próximo 26 de junio, el sábado de la semana que viene, siempre que se guarde la distancia interpersonal mínima de un metro y medio. Tras varias semanas en las que Fernando Simón anunciaba que la medida estaba cerca, Pedro Sánchez ha decidido este viernes dar él mismo la buena nueva, durante su participación en la clausura de la XXXVI reunión del Cercle d’Economia.

Primero, el presidente del Gobierno ha mostrado su “optimismo” sobre la recuperación económica, porque España, ha dicho, va a “superar todas las previsiones” a corto plazo. “Y ya que hablamos de optimismo, me gustaría hacer un anuncio importante: el Consejo de Ministros se reunirá de forma extraordinaria el próximo jueves y propondrá que las mascarillas al aire libre dejen de ser obligatorias a partir del 26 de junio”, ha explicado.

“Nuestros rostros recuperarán en los próximos días su aspecto normal. Volveremos con ello a disfrutar de una vida en la calle sin mascarilla (…). Lo vamos a hacer porque estamos cumpliendo todos los hitos que nos hemos marcado frente a la pandemia. Por todo ello, este será el último fin de semana con mascarilla en exteriores”, ha dicho Sánchez.

Se trata de una iniciativa que buena parte de las autonomías llevaba reclamando desde hace semanas, a la luz de la bajada de los contagios y sobre todo del vertiginoso ritmo de la campaña de vacunación en las últimas semanas. Alrededor del 50% de los españoles ya ha recibido al menos una dosis. Son muchos los países que han dado este paso en los últimos tiempos: Francia, Reino Unido, Polonia y Estados Unidos, entre otros. Ahora se suma España.

Los expertos comparten la medida anunciada por Sánchez. “Dentro de 10 días rondaremos probablemente una incidencia de 70 casos por cada 100.000 habitantes [ahora es de 96] y con más cobertura de vacunación, incluso en la población menor de 40 años –señala José Martínez Olmos, exdirector general de Sanidad y profesor de la Escuela Andaluza de Salud Pública-. Y para mediados de julio, no es de extrañar que la mayor parte del territorio esté en torno a 50 o menos, junto a un amplio nivel de cobertura vacunal. Eso sí, seguramente la mascarilla será necesaria en interiores y en el transporte público, así como en grandes aglomeraciones. Hace falta seguir teniendo conciencia de que aún no hemos acabado con la pandemia. En especial, la población aún no vacunada debe seguir con los mecanismos de prevención”.

Efectividad en entredicho

La efectividad de la mascarilla en el exterior para hacer frente al coronavirus está puesta en cuestión por numerosos estudios científicos, ya que los contagios son rarísimos al aire libre, a diferencia de en interiores, donde la prenda seguirá siendo obligatoria.

A principios de año, un equipo de científicos dibujó la siguiente hipótesis en Milán: en la ciudad del norte de Italia, el 10% de su casi millón y medio de habitantes está infectado. En una situación tan grave como esta, nunca vivida en ningún lugar durante la pandemia, los investigadores emplearon modelos matemáticos y concluyeron que el sujeto en cuestión tendría que estar más de 31 días seguidos en la vía pública, exponiéndose continuamente sin la boca y la nariz tapadas, para contraer el patógeno. 

Casi un año y medio después del virus más intensamente estudiado de la historia, las pruebas no paran de acumularse: el exterior, siempre que se guarde la distancia, supone un riesgo muy bajo de contagio. Un estudio a finales de 2020 analizó 1.245 casos en China y solo encontró uno en el que la transmisión tuvo lugar al aire libre. El organismo encargado de vigilar las enfermedades infecciosas en Irlanda, llamado Health Protection Surveillance Centre, señaló a principios de abril que de los 232.164 casos detectados en el país hasta el momento, el número de contagios en el exterior fue de 262. Es decir, alrededor del 0,1%.

Como en otras ocasiones, Sánchez ha querido ser él quien dé la buena noticia. Los grandes hitos en la lucha contra la pandemia los ha anunciado él: desde el fin del confinamiento estricto a finales de abril del pasado año hasta los principales avances en la campaña de vacunación.

El real decreto

El fin de la flexibilización de la mascarilla pasa por la derogación del artículo 6 de la ley 2/2021, del pasado 29 de marzo, que prescribe la obligatoriedad de la prenda tanto en interiores como en exteriores, sea cual sea la distancia, hasta que finalice la emergencia sanitaria derivada de la pandemia. El Ejecutivo ha optado por la vía más rápida: el jueves aprobará un decreto que entrará en vigor el sábado y dejará sin efecto esta norma. En los 30 días siguientes, la nueva ley deberá ser refrendada por el Congreso, algo que el Gobierno, salvo sorpresas, logrará sin problemas, con el apoyo de la mayoría de los grupos parlamentarios.

 

COMPARTIR:

Comentarios