Miércoles 10 de Agosto de 2022

  • 8.1º

8.1°

EL TIEMPO EN TUCUMAN

MUNDO

19 de mayo de 2021

Llanto desconsolado y abrazo sin barreras: el video más conmovedor de la estampida migrante entre Marruecos y España

Ella es una voluntaria de la Cruz Roja española, él es una de las 8 mil personas que llegaron arriesgando su vida en el mar y estuvo a punto de morir antes de caer desplomado en la playa. Las imágenes muestran la dimensión de drama humano en el norte de África

La imagen del abrazo entre una trabajadora de la Cruz roja y un migrante que llegó a nado a Ceuta está dando la vuelta al mundo.

En medio de la entrada masiva de familias, menores y jóvenes provenientes de Marruecos y países subsaharianos al enclave español, las cámaras mostraron como una socorrista proporciona agua y sostiene con un largo abrazo al joven, exhausto y evidentemente conmocionado tras cruzar a nado desde territorio marroquí a España.

Otro video mostró el momento en que el migrante llegó a la orilla, donde fue atendido por soldados y socorristas de la Cruz Roja. Muchos migrantes llegan a la playa con evidentes síntomas de haber pasado frío tras un largo periodo en el agua, y una vez que entran en calor en la arena o son atendidos por la Cruz Roja son conducidos a la cercana frontera con Marruecos.

La de la socorrista y el joven no es la única imagen emotiva que dejaron las dos dramáticas jornadas del lunes y martes, en las que alrededor de 8.000 migrantes, incluidos 1.500 menores, ingresaron al enclave nadando o trepando la cerca.

Otra imagen viral, difundida por la Guardia Civil española, fue la de un submarinista que salva del agua a un bebé de pocos días.

Juanfran, del Grupo Especial de Actividades Subacuáticas (GEAS) de la Guardia Civil de Ceuta, durante el rescate de un bebé este martes.HANDOUT / AFP

Los militares también difundieron fotos en que muestran a efectivos en aguas de Ceuta realizando labores de rescate para “salvar la vida de decenas de menores”, algunos de ellos recién nacidos, que tratan de acceder a la ciudad española junto a sus familias. “Guardias civiles del GEAS y la ARS salvan la vida de decenas de menores que llegaban a Ceuta por mar junto a sus familias”, dijo la Guardia Civil en su cuenta oficial de Twitter.

Asimismo, un voluntario de la Cruz Roja Española salvó la vida a una bebé, de tan solo tres semanas, que se encontraba atrapada en el tumulto de personas que estaban junto al vallado del espigón fronterizo de Ceuta a la espera de entrar en la ciudad autónoma española.

El martes, España desplegó tropas y vehículos blindados en Ceuta para patrullar la frontera con Marruecos. Los soldados y la policía también utilizaron porras para retirar a los migrantes de la playa y lanzaron bombas de humo para disuadir a otros de cruzar.

El miércoles, sin embargo, la presión migratoria descendió, con apenas unas decenas de inmigrantes intentando alcanzar a nado territorio español. Del total de inmigrantes que consiguieron llegar hasta Ceuta, unos 4.800 han regresado ya a Marruecos, de acuerdo a los datos ofrecidos hoy por el jefe del Ejecutivo español, Pedro Sánchez, en el Congreso de los Diputados.

Militares españoles vijilan a ciudadanos marroquíes en la playa de El Tarajal, después de que miles de personas cruzaran la frontera hispano-marroquí para acceder a Ceuta, España, el 19 de mayo de 2021. REUTERS/Jon Nazca

Al menos una persona murió ahogada mientras intentaba cruzar.

Este miércoles apenas hay en la frontera algunos inmigrantes que han intentado llegar a nado a Ceuta o en una pequeña barca, y que fueron interceptados por las tres embarcaciones de la Guardia Civil española que patrullan la zona.

Tras recogerlos en el mar, los agentes los llevan hasta la playa, donde son acompañados a regresar a Marruecos.

En la playa, junto a la Guardia Civil, permanecen desplegadas unidades militares que también colaboran para llevar a los inmigrantes, la mayoría varones y jóvenes, de regreso al país vecino.

Miembros del Ejército de Tierra trasladan a un migrante que ha logrado cruzar uno de los espigones fronterizos de Ceuta este martes en una avalancha de inmigrantes sin precedentes en España . EFE/Reduan

Junto a los que son obligados a regresar, en la frontera se acumulan varias decenas de jóvenes que entraron ilegalmente los últimos días y que desean volver de forma voluntaria a su país porque no tienen donde dormir ni qué comer en Ceuta, según relatan los militares que les atienden en la frontera.

El Gobierno español movilizó ayer al Ejército y advirtió a Marruecos de que defenderá la integridad territorial de sus fronteras “con todos los medios”, después de la inédita situación que se vivió ayer en la ciudad española norteafricana ante la pasividad de la gendarmería marroquí.

La llegada masiva de inmigrantes marroquíes a Ceuta ha sido el último y más grave episodio en la crisis diplomática entre España y Marruecos abierta por el ingreso hace unas semanas en un hospital español del líder del Frente Polisario, Brahim Ghali, enfermo de coronavirus.

Ceuta, con una población de 80.000 habitantes, se encuentra en el extremo norte de Marruecos, frente a Gibraltar. Junto con otro enclave español, Melilla, ha sido durante mucho tiempo un imán para los inmigrantes africanos que buscan una vida mejor en Europa. Marruecos reclama ambos territorios./Infobae

COMPARTIR:

Comentarios